En el 158 Aniversario de la 4

En el 158 Aniversario de la “Restauración de la República” Historiadores e intelectuales militares la consideran, como la verdadera independencia

(SANTO DOMINGO). -Historiadores e intelectuales militares consideran la “Guerra de la Restauración”, como la verdadera independencia dominicana por ser una iniciativa directa del pueblo para que la naciente República se liberara del yugo colonial español y resaltaron su importancia histórica, porque significó el despertar social, político y económico del pueblo dominicano. Aseguran que, con ese enfrentamiento bélico entre nacionalistas dominicanos y españoles, desarrollado entre los años 1863 y 1865, se puso fin a la anexión proclamada por el caudillo Pedro Santana en 1861.

Para el Mayor General retirado José Miguel Soto Jiménez, ex Secretario de las FF. AA, (2000-2004) “la Revolución tuvo origen en los pensamientos del Patricio Juan Pablo Duarte plasmado con el surgimiento de los Trinitarios, que inspiraron luego a los patriotas del Grito de Capotillo, un legado que obliga a los dominicanos, a seguir siendo acérrimos defensores de la libertad, la soberanía y la integridad territorial del país”.

Conocida también como -La Guerra de los Blancos-, es recordada por haber sido la proeza de liberación detonadora de un despertar social, que provocó la sinergia política necesaria para el enfrentamiento entre conservadores y liberales, que riñeron también por el dominio económico concentrado en aquella época, en los beneficios de la producción tabacalera”, rememoró Soto Jiménez.

Sin embargo, el Mayor General retirado Francisco De León Rodríguez, recuerda que “fueron diversos los hechos militares y políticos que dieron paso a la guerra restauradora, por lo que es oportuno recordar como antecedente cercano, la Revolución francesa de 1789, estremeció a Europa bajo la consigna “Igualdad, fraternidad y libertad”, y desencadenó en una serie de coaliciones que repercutieron en la búsqueda de soberanía de muchas naciones”.

Por ello, “aprovecho para exhortar a los jóvenes dominicanos a no juzgar a los personajes de la historia con valores del presente, sino que intenten conocerla un poco más a fondo, adentrándose en el porqué de las cosas y a transportarse a los esfuerzos realizados en esos tiempos”, enfatizó el historiador De León Rodríguez.

Como aporte al tema el Dr. Miguel Sang Ben, profesor titular en las Fuerzas Armadas, dijo que la “Guerra Restauradora” ocurrió en un contexto internacional donde el proceso independentista que se gestaba en ese entonces en Suramérica, asomaba la caída del imperio español como una fruta madura y con ella, la posibilidad de que Estados Unidos recogiera sus residuos. Si se quiere, la gesta sirvió de antesala a la Guerra Hispanoamericana, conflicto entre esas dos naciones interesadas en el dominio de las Antillas Mayores. Cuba, La Hispaniola y Puerto Rico”.

A lo que el Coronel Justo del Orbe Piña, director de la Escuela de Graduados de Altos Estudios Estratégicos (EGAEE), agrega que “Los que adjuraron de Duarte eclipsando el Estado en 1861, no pensaron en que, en 17 años de su existencia, se reprodujo una generación que vio ondear todos los días la bandera tricolor, mientras los soldados sostenían la soberanía nacional y despejaban la sombra enemiga que por 12 años traspasó nuestras fronteras terrestres y marítimas en búsqueda de conquistas”.

Mientras, para el Mayor General retirado Rafael Leónidas Pérez y Pérez, citando a Roberto Casaá, con su trabajo: “La Restauración necesaria y aún vigente, refiere que “Hay pocos acontecimientos en la historia dominicana, que hayan tenido una repercusión semejante en la reorientación de las tendencias, que pusieron fin a prolongados procesos iniciados con el despuntar del siglo, para dar a los dominicanos autodeterminación y autonomía social, propias de la nueva época histórica en el mundo occidental”.

Para el Coronel Sócrates Suazo Ruiz, actual director de Historia Militar del MIDE, “El 16 de agosto la nación dominicana celebra con orgullo esta memorable efeméride, la cual representa el más importante esfuerzo colectivo mediante el cual, los dominicanos escribieron con arrojo, sueños y sangre, la epopeya de su proceso formativo como colectividad social, cultural, militar y política”.

Haciendo alusión al mensaje oficial del Ministerio de Defensa para este año 2021, fecha en la que se arriba al 158 Aniversario de la gesta, “el 16 de agosto de 1863, marca el inicio de acciones bélicas e insurreccionales, que recuerdan el martirio del Coronel José Contreras y sus compañeros en Moca; el sacrificio del Padre de la Patria, Francisco del Rosario Sánchez y sus acompañantes, así como a los santiagueros Pedro Ignacio Espaillat, Carlos de Lora, Vidal Pichardo y Ambrosio de la Cruz, quienes junto al poeta Eugenio Perdomo, pagaron con sus vidas el precio del patriotismo.

¡Fueron esos héroes los que después de condenados a muerte, proclamaron que “! ¡Los dominicanos, cuando van a la gloria van a pie!”, y los pueblos de la línea noroeste fueron testigos y protagonistas de las valientes jornadas de la guerra de Restauración, poniendo a ondear en Capotillo la Bandera Nacional”, cita Sócrates Suazo.

Por eso hoy, el MIDE reconoce la valentía y el arrojo de los Coroneles Santiago Rodríguez, José Cabrera, Benito Monción, Juan Antonio Polanco, Pedro A. Pimentel; los Capitanes Eugenio Belliard, Segundo Rivas, Alejandro Bueno, Pablo Reyes; el abanderado Juan de la Mata Sención; el español Angulo, que fungía como corneta, el artillero San Mezquita, Tomás Aquino Rodríguez, Sotero Blan y Juan de la Cruz, quienes se cubrieron de patriotismo para enseñar el camino hacia la libertad.

Del Sur al Este, los pueblos de La Canela, Guanuma, y Arroyo Bermejo, entre otros, fueron testigos de la bravura mostrada por los patriotas dominicanos en los campos de batalla por la Restauración de la República, cuyos sus sables se convirtieron en centinelas para el cuidado y vigilancia de la soberanía, libertad e independencia nacional.

Los historiadores en momentos distintos, fueron entrevistados durante el programa radial ¨Hacia una Cultura de Defensa¨, que transmite la Escuela de Graduados de Altos Estudios Estratégicos (EGAEE), a través de la emisora cultural La Voz de las Fuerzas Armadas, en sus diales 106.9 FM para Santo Domingo y 102.7 FM para el interior del país.

Ir arriba